• Capital Media – Efekto TV
    • sky
    • totalPlay
    • megacable
    • izzi
  • Capital Media – Efekto TV Capital Media – Efekto TV Capital Media – Efekto TV
  • Capital Media – Efekto TV
  • sky
  • totalPlay
  • megacable
  • izzi
  • LUNES 19 DE FEBRERO DE 2018
  • Capital Media – Efekto TV
  • 00:00
Capital Media – Efekto TV
  • Facebook
  • Twitter
  • Whatsapp
  • Capital Media – Efekto TV
  • Foto: Reporte Índigo
  • La telaraña de traiciones e intereses se repite en Chiapas. Al gobernador se le dificulta cada vez más imponer a su candidato en el poder estatal
  • La alianza en Chiapas entre el PRI y el Verde Ecologista está en riesgo, mientras el gobernador busca imponer a su candidato, el tricolor pretende hacer válida la promesa de hace seis años, cuando a cambio de apoyar a Velasco elegirían al próximo contendiente para la elección.

    Manuel Velasco buscó que Eduardo Ramírez se quedara con la candidatura. El gobernador planeaba que un hombre de su confianza ostentara el poder. La propuesta no fue bien vista desde el PRI nacional que de inmediato detectó el intento de madruguete y recordó que el elegido les tocaba a ellos, y pusieron en la contienda al senador con licencia Roberto Albores Gleason.

    La elección de Albores Gleason es una señal que mandó el priismo en el estado que Velasco ganó en 2012, gracias al apoyo tricolor. El precandidato no pertenece al círculo cercano del gobernador, incluso es adversario político y personal de Ramírez, su delfín.

    El perredista Fernando Belaunzarán lo ve claro: Velasco trató de imponer a su alfil, al no poder, la ruptura con el PRI surge de ese jaloneo para garantizar su seguridad, al no tener certeza, negoció la candidatura de Rutilio Escandón, personaje cercano a él, en Morena y buscó que Ramírez fuera apoyado en el Frente del PRD-PAN, sin éxito.

    Integrantes de la coalición “Por Chiapas al Frente” (PAN, PRD y Movimiento Ciudadano) dan una lectura del tema, Velasco no quiso ceder las estructuras que construyó en Chiapas al PRI, trató de cooptar a la oposición y en su intento de pelear por ese dominio se dio cuenta que todo lo que logró fue gracias al respaldo del Revolucionario Institucional, quien le cobró el cheque con el que hace seis años lo apoyó, el acuerdo estaba pactado pero el gobernador se lo quiso saltar.

    La única opción que le queda a Ramírez, si quiere competir para gobernador, es dinamitar la coalición “Todos Por Chiapas”. Y los hechos dan la razón, el cercano a Velasco ha iniciado una campaña para denunciar la imposición de Albores y renunció a su militancia verde como amago de inconformidad.

    Cuando Morena anunció la precandidatura de Rutilio Escandón, en Chiapas se le relacionó con Velasco de inmediato. El elegido de esa institución política es alguien cercano al gobernador, incluso lo nombró durante la actual gestión como el Presidente del Poder Judicial de Chiapas.

    La llegada de Morena ha modificado el panorama, pues acostumbrados a pelea de dos, el nuevo partido llevará la contienda a disputa entre tres. Los opositores al movimiento de López Obrador reconocen que competirá e incluso que tiene probabilidades de ganar.

    Con información de Gibrán Zafra/Reporte Índigo

    smg

     

    • Comparte
    • Facebook
    • Twitter
    • Whatsapp
Capital Media – Efekto TV
Explosión en planta química en Alemania deja varios heridos
Francia armará a Irak para que combata al Estado Islámico
Estados Unidos pondrá en libertad a “El güero Palma”
Francia lanza una aplicación que alerta a los asistentes a la Eurocopa en caso de amenaza terrorista
Niña reclama a Maduro la falta de alimentos en Venezuela
Capital Media – Efekto TV
Capital Media – Efekto TV
  • Capital Media Digital