Efekto TV
Martes 16 de Julio 2019 00:00:00

Líderes afganos inician cumbre de paz en Pakistán


Crédito: AP Photo, Mohammad Karim Khalili Gulbuddin Hekmatyar Haneef Atmar Ustad Atta Mohammad Noor, Políticos afganos, del segundo de la izquierda a la derecha, Mohammad Karim Khalili, Gulbuddin Hekmatyar, Haneef Atmar y Ustad Atta Mohammad Noor, y otros, asisten a la ceremonia de inauguración de la conferencia de paz afgana en Bhurban, a 65 kilómetros (40 millas) al norte de Islamabad, Pakistán, el sábado 22 de junio de 2019. (AP Foto/Anjum Naveed)
Autor
|
25 de Junio 2019
|

ISLAMABAD (AP) — Docenas de líderes políticos afganos celebraban el sábado una conferencia de paz en el vecino Pakistán para allanar el camino a un diálogo interafgano más amplio.

A la conferencia le seguirán reuniones y sesiones de trabajo los siguientes dos días, todo en la víspera de la visita del presidente Ashraf Ghani a Pakistán la próxima semana.

Ghani, sus rivales políticos y una amplia representación de la sociedad civil se reunieron en los últimos días con el enviado especial de Estados Unidos para Afganistán, Zalmay Khalilzad, que sigue presionando para la apertura de un diálogo entre el gobierno de Kabul, la oposición y los talibanes.

Los talibanes no estaban representados en el encuentro del sábado, celebrado cerca de la capital paquistaní, Islamabad.

Sin embargo, entre los asistentes sí estaba Gulbuddin Hekmatyar, quien firmó un acuerdo de paz con el gobierno de Ghani y fue retirado de la lista de terroristas de Estados Unidos. Ese pacto fue presentado como una hoja de ruta para un acuerdo con los talibanes, aunque los insurgentes minimizaron a Hekmatyar como una fuerza agotada sin poder militar.

Aun así, al inicio de la reunión del sábado, Hekmaytar exhortó a sus paisanos afganos a presionar la demanda del Talibán de lograr un rápido y completo retiro de Estados Unidos y las tropas de la OTAN de Afganistán.

Washington ha entablado conversaciones con el Talibán para encontrar una salida negociada a su presencia de 17 años en Afganistán. El sábado, Khalilzad estaba en Doha en donde el Talibán mantiene una oficina política, pero no era claro cuándo se volvería a reunir con los milicianos, quienes controlan o ejercen una gran influencia en casi la mitad del país.

El Talibán se ha negado a sentarse con representantes del gobierno, pero dice que se sentará con cualquier afgano, incluso un funcionario público, siempre y cuando esté presente como un afgano ordinario y no como un representante del gobierno. Un intento previo de sostener conversaciones interafganas se vino abajo cuando ninguna de las partes se puso de acuerdo en los participantes.

Encuentra más notas sobre