Efekto TV
Efekto TV

Efekto TV

Ruben Arizmendi
12 de Oct 2020

Sin comida y sin trabajo, no puede haber paz, advierte el senador Mauricio Kuri

Afirmó que los recursos destinados al campo han disminuido de manera importante en los últimos dos años, sumando un recorte cercano al 40%.
IMG_20191112_160308-870x580

El sector agropecuario es fundamental para el auxilio de la población más necesitada y para el combate a la pobreza, por lo que resulta incomprensible el desmantelamiento sistemático del sector, denunció el senador panista Mauricio Kuri.

“La producción de alimentos es prioritaria para cualquier país del mundo. Sin comida y sin trabajo, no puede haber paz. Luchemos por conservar nuestra soberanía alimentaria”, refirió.

En conferencia de prensa virtual, el legislador indicó que el desmantelamiento sistemático del campo por parte de este Gobierno debido a los recortes al presupuesto del sector, traerán carestía, aumento de precios y baja calidad en los alimentos, advirtió Kuri González.

Afirmó que los recursos destinados al campo han disminuido de manera importante en los últimos dos años, sumando un recorte cercano al 40 por ciento.

“En términos reales, para 2020, el presupuesto de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural se redujo en 50 por ciento, con relación con 2005; es decir, este año la dependencia tuvo la mitad del presupuesto que tenía hace 15 años”, lamentó.

Además, para el 2021 el Programa Especial Concurrente recibirá 4 mil 995.8 millones de pesos menos con respecto a la del ejercida en 2020, sostuvo el senador al señalar que los apoyos a los pequeños productores son necesarios, pero también a las medianas y grandes productoras, ya que éstas son quienes contribuyen mayormente a lograr la seguridad y soberanía alimentaria, además de que generan importantes recursos para el país y la mayor cantidad de empleos en el campo, empleos que en este momento nuestro México necesita con urgencia.

Detalló que, al reducirse la producción, habrá menos alimentos nacionales disponibles, lo que llevará a un mayor desempleo y generará mayor pobreza para las familias; además, al contar con menos alimentos producidos en el país, y por consecuencia importados, estos se encarecerán y dependeremos del exterior. “Su resultado será fatal para los millones de mexicanos que hoy tratan de subsistir ante una de las peores crisis económicas de todos los tiempos”.

Más notas sobre