Efekto TV
Efekto TV

Efekto TV

Israel Mendoza
11 de Mar 2020

La purga en seguridad

0519Fox2

Dobleces |

Para evitar la multiplicación de los mini García Luna, Alfonso Durazo Montaño, secretario de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, pidió la renuncia a un grupo de funcionarios de algo nivel de la dependencia por sus presuntos nexos con el exsecretario de seguridad pública en el sexenio de Felipe Calderón. Sin embargo, tardó más de un año para anunciar la purga necesaria en la corporación embarrada de corrupción por su excompañero de gabinete en la era foxista.

El exfuncionario detenido en Estados Unidos como el actual secretario de Seguridad Ciudadana, Alfonso Durazo, fueron parte del equipo de trabajo del expresidente Vicente Fox Quesada. En aquel incipiente “gabinetazo”. Durazo dejaba el PRI para convertirse en secretario particular del guanajuatense, mientras que García Luna era nombrado titular de la extinta Agencia Federal de Investigación (AFI).

Desde el puesto clave que ostentó Durazo Montaño con el presidente del “cambio”, como secretario particular y luego vocero debió contar con información de que uno de sus compañeros de gabinete tenía mala reputación, por lo menos, o tener indicios de movimientos turbios. Su cargo en ese sexenio fue más como consejero político que como vocero. Lo sorprendente es que hasta ahora reacciona la 4-T, ya que el gobierno de Estados Unidos inició la investigación y detención de García Luna. Le ganó la mano. Aunque en México desde 2005 y 2008 ya había indicios de movimientos anómalos por parte de García Luna y denunciados por organizaciones como el Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y la Justicia Penal.

Tras la detención de García Luna, en los primeros días de enero pasado, Alfonso Durazo presumió que, por lo menos, del gabinete de Andrés Manuel López Obrador “no saldrá ningún García Luna”.

Aunque José Antonio Ortega Sánchez, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad Pública y la Justicia Penal, advierte que una medida como los despidos de mandos en la corporación llegan tarde ya que “las ligas entre integrantes de la SSP y cárteles serán difíciles de reconstruir”.

El trabajo de limpia en la corporación ya se trabajaba desde diciembre ya que durante la conmemoración del 11 aniversario del Servicio de Protección Federal (SPF), Durazo Montaño advirtió que no se puede combatir al narcotráfico con criminales uniformados. Esa fue la ligera insinuación.

Quienes salen de la SSC son directores de área y generales vinculados al exsecretario de seguridad pública ya que hay un riesgo de que las estructuras corrompidas en la época de García Luna se mantengan operando a baja escala pero con la peligrosidad de aumentar su trabajo en cuanto se relaje la observación de la nueva administración.

Ortega Sánchez explica: “no se puede separar tan fácil a los funcionarios hay que investigarlos primero y probar sus vínculos con grupos criminales como el Cártel de Sinaloa y luego con Genaro García Luna. Además de que se complica la investigación ya que pasaron más de siete años y no hay una investigación seria en México para acreditarle a García Luna esos apoyos o brazos entre el crimen organizado y los integrantes de la corporación policiaca”.

Aún y con su anuncio de relumbrón, Durazo pretende dar un manotazo. Aunque la verdadera pieza del rompecabezas está preso en Estados Unidos.

 

 

Por: Israel Mendoza Pérez

@imendozape

 

Más notas sobre