Efekto TV
Efekto TV

Efekto TV

Redacción
17 de Sep 2020

A 47 años de la muerte de Eugenio Garza Sada

Las obras de educación y de asistencia social que realizó durante su vida aún perduran y sus acciones se han convertido en un ejemplo e inspiración para los demás. 
egs-conecta-1920x1080-compressed_0

Un 17 de septiembre de hace 47 años fue asesinado Eugenio Garza Sada, empresario visionario que luchó por la justicia social, el progreso y el respeto a la dignidad humana.

Su educación básica la cursó en el Colegio de San Juan, en Saltillo, Coahuila, pero una de las etapas que marcarían su vida ocurrió en 1913, cuando debido a los conflictos políticos en los que se encontraba México, su familia dejó el país.

En tierras norteamericanas estudió la escuela preparatoria y luego la carrera de Ingeniero Civil en el Instituto Tecnológico de Massachussets (MIT).

Durante su estadía en el extranjero comprendió que una educación de calidad facilitaba la industrialización y el progreso de un país bajo el engranaje de la investigación, la ciencia y la tecnología.

En su regreso a México comenzó a trabajar en Cervecería Cuauhtémoc, propiedad de Isaac Garza, su padre, en donde comprendió que el éxito de las empresas solo era posible si las personas tenían un trabajo bien remunerado y con garantías sociales.

Más tarde, el regiomontano sembró las bases para el desarrollo de un mejor país al liderar un grupo de empresarios mexicanos que, en 1942, fundaron el Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey.

Fue la mañana del 17 de septiembre de 1973 cuando un grupo de seis guerrilleros, en un fallido intento de secuestro, terminaron con la vida de Eugenio Garza Sada, quien falleció a los 81 años.

La cadena de estaciones radiofónicas de Estrellas de Oro de lo que hoy es Multimedios y Canal 6 de Televisión, dieron a conocer la triste noticia que se registró en el cruce de Villagrán y Luis Quintanar, en la colonia Bella Vista.

A don Eugenio se le despidió en la Iglesia de la Purísima y luego en el Panteón del Carmen. Pese a la lluvia, el adiós reunió a más de 150 mil personas que caminaron por las calles, algo nunca visto. Al cortejo se unió el presidente Luis Echeverría, abierto opositor de las ideas del empresario.

El 11 de enero de 1975, a petición de la Sociedad Nuevoleonesa de Historia, Geografía y Estadística, el Ayuntamiento de Monterrey le asignó el nombre de Eugenio Garza Sada a la avenida donde se encuentran las instalaciones principales del Tec de Monterrey.

Las obras de educación y de asistencia social que realizó durante su vida aún perduran y sus acciones se han convertido en un ejemplo e inspiración para los demás.

Más notas sobre