Efekto TV
Efekto TV

Efekto TV

Redacción
28 de Sep 2020

CNDH, reprobada: Kenia López Rabadán

Ante ello, la senadora por el Partido Acción Nacional dio a conocer a CAPITAL que en la presente administración se han registrado 11 mil 952 personas desaparecidas y no localizadas que forman parte de las 75 mil 366 reportadas en el Registro Nacional sobre la materia desde 1964.
3DF1F12C-06E0-4755-9A73-7C41B5B45825

La senadora Kenia López Rabadán reprobó a Rosario Piedra Ibarra al frente de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH), no sólo por su cercanía con el presidente de la República, sino por los pocos resultados y falta de compromiso con los miles de mexicanos que buscan y exigen justicia.

Ante ello, la senadora por el Partido Acción Nacional dio a conocer a CAPITAL que en la presente administración se han registrado 11 mil 952 personas desaparecidas y no localizadas que forman parte de las 75 mil 366 reportadas en el Registro Nacional sobre la materia desde 1964.

Para el Grupo Parlamentario del PAN y de la ciudadanía, “esto sencillamente nos ha llevado a la frustración de quienes hoy todavía esperan justicia con quienes han perdido personas y seres queridos”, subrayó la senadora presidenta de la Comisión de Derechos Humanos en la Cámara Alta e integrante de las comisiones de Defensa Nacional, Para la Igualdad de Género, Trabajo y Previsión Social y Estudios Legislativos Primera.

Abogada, con Maestría en Gobierno y Políticas Públicas, la legisladora con más de la mitad de su vida militando en las filas de Acción Nacional, se refirió a la Oficina Especial para investigar las violaciones de garantías individuales cometidas durante la llamada “guerra sucia”, creada por la presidenta de la CNDH a principios de año.

Se trata de investigar represión y desapariciones forzadas por violencia política del Estado durante el pasado reciente para conocer la verdad, necesidad imperante, obligación ética y deuda histórica.

Al respecto, López Rabadán reconoció la creación de esta área de la CNDH y todas las que se creen para continuar las investigaciones de desapariciones forzadas y conocer qué pasó en cada caso; sin embargo, “existe una justicia retardataria en este país en la búsqueda de la verdad”, advirtió.

“En este caso la oficina está condicionada a una promesa de campaña del presidente Andrés López Obrador y a su cercanía con Rosario Piedra; no obstante, me parece que sería una gran propuesta si fuera a la par de otras tantas necesidades. Yo jamás sancionaré o criticaré que se haga justicia quien lo requiera, tanto para el pasado como para el presente, sobre todo ahora que se están agravando las desapariciones forzadas durante este gobierno”.

Las cifras son elocuentes: las desapariciones en este país continúan y hay una imposibilidad institucional de dar respuesta a este tema, por lo que se requiere encontrar la mejor alternativa, sobre todo en políticas públicas, en presupuesto, en instituciones fuertes para entregar buenos resultados, puntualizó la senadora.

Sin embargo, lamentó que en este Gobierno se viva totalmente lo contrario: no hay voluntad clara para garantizar ni el regreso de los desaparecidos, ni que la gente siga en riesgo de desaparecer; las cifras son muy reveladoras y todo comienza porque el gobierno no reconoce la gravedad del problema.