www.efekto.tv
Lunes 23 de Mayo 2022

Los mexicanos vivimos en un país profundamente injusto: SCJN

 

El ministro presidente de la SCJN, Arturo Zaldívar, reconoció que los mexicanos vivimos en un país profundamente injusto.


El ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar, reconoció que los mexicanos vivimos en un país profundamente injusto, donde la mayoría ha estado olvidada por décadas y donde los privilegios fueron históricamente para unos cuantos.

“Entre tanta carencia que tienen tantos y tantas, ha estado siempre presente la carencia de justicia, las cárceles mexicanas llenas de inocentes, porque no tuvieron quién los defendiera o porque no tuvieron una defensa de calidad o porque las policías y los Ministerios Públicos se amafiaron para fabricarles delitos”.

Zaldívar Lelo de Larrea, lamentó que sea un país donde a una madre se le pueden arrebatar impunemente sus hijos si no tiene recursos para un abogado de calidad, donde se puede despojar a la gente de su vivienda si no tienen dinero para un abogado o una abogada medianamente competente.

“Esa es la realidad de la inmensa mayoría del pueblo de México, esa es la justicia desigual que nos toca combatir, por eso el compromiso del Poder Judicial Federal, de este nuevo Poder Judicial Federal, es por generar una defensoría que ya tenemos y seguirla consolidando para que en todos los rincones del país haya una abogada y un abogado de calidad que defiendan a los más pobres, a los marginados y olvidados, a los que nadie había volteado a ver nunca”.

El titular del Poder Judicial de la Federación, dijo que no se puede hablar de justicia si la gente más humilde no tiene acceso a la justicia y no puede haber acceso a la justicia si la gente más pobre no tiene una defensa de calidad.

“Por eso emparejar la cancha, buscar una igualdad sustantiva pasa necesariamente por las abogadas y abogados del pueblo del Poder Judicial Federal”.

Al encabezar la ceremonia de entrega de las preseas “Ponciano Arriaga” y “Jacinto Pallares” a los abogados Esmeralda Saavedra Déciga y José Arturo Trejo Álvarez, respectivamente, por su destacada labor como defensora pública y asesor jurídico federal, respectivamente, Zaldívar Lelo de Larrea, destacó a las auténticas abogadas y auténticos abogados de los pobres que los defiende.

“La labor que hacen ustedes y que hacen todas y todos los integrantes de la Defensoría Pública, es una de las funciones más nobles del Poder Judicial, un sector que estuvo olvidado durante décadas, como si el Poder Judicial solo se formara por jueces y por juezas”.

“No, la Defensoría Pública es igual de importante que las juezas y los jueces ¿De qué sirve que tengamos juezas y jueces de calidad si no tenemos la posibilidad de que la gente más pobre pueda acceder a ellos con una defensa también de calidad?, la justicia implica buenas y buenos juezas y jueces, pero también buenas y buenos abogadas y abogados”.

El Ministro Presidente del Alto Tribunal, dijo que sin un profesional del derecho que lleve los asuntos con calidad, con categoría y con convicción, no hay nada que se pueda hacer por muy buenos que sean los jueces y las juezas.

“Y esta nueva Defensoría Pública de la que ustedes son el ejemplo de lo que queremos que todas y todos sean, no implica solo defensas de calidad, no implica solo que ustedes tengan conocimientos, implica que tienen vocación de servicio, sensibilidad social, cercanía con la gente”.

“Decía Esmeralda, gracias a su familia y su a su hijo por todas las horas que no le dedicó ¿y por qué no le dedicó esas horas? Porque estaba defendiendo a los que menos tienen. Y eso que hacen ustedes es un ejemplo para sus hijos, para sus familias y para todo el Poder Judicial Federal”.

El Ministro Presidente, aseveró que la Defensoría Pública sería irreconocible y no es gratuito, es mucho esfuerzo, mucha dedicación por lo que hoy existe un nuevo Poder Judicial Federal.

“Y ustedes son ejemplo de ese nuevo Poder Judicial Federal, hasta que no seamos capaces de dar justicia a todas y a todos los mexicanos con independencia de su nivel económico, de su origen étnico, de su orientación sexual y de sus peculiaridades, no estaremos satisfechos”.

Arturo Zaldívar dijo que es un día muy emotivo para el Poder Judicial Federal porque se otorga reconocimiento y se rinde homenaje a dos grandes personas, que están entregando su vida por los demás, por los que menos tienen, por los olvidados y marginados de este país.

“Gracias Esmeralda, gracias Arturo, por este esfuerzo de todos los días y de tantas horas, este reconocimiento es importante sin duda y sé que ustedes lo atesorarán como algo muy valioso y también sus familias, pero lo más importante son las vidas en las que han hecho diferencia”.